UN BESO MAÑANERO

Fue un despertar maravilloso. Cuando el sol asomó por detrás del Monte Marcofán,, entró por mi ventana y me dio un beso que agradecí desde lo más profundo de mi corazón. Los que podeis gozar de ese placer, lo entenderéis mejor, y los que desconocéis esa manera de despertar, os aconsejo que busquéis la ocasión y el lugar donde disfrutarlo. Sientes como si el mundo tuviera una tras tienda donde se esconden las cosas sencillas, pero que, en ellas, está el sentido de vivir. Mi casa, que es vuestra casa, está presta a brindaros ese placer. Durante el día todo discurrió dentro de los cauces novedosos que cada jornada brinda al Caminante y ahora, en cuanto cierre la página me voy a Zumba. Treinta y tantas damas y dos profesoras compartirán conmigo y yo con ellas, una hora de gratísimo esparcimiento. Buenas noches.

ITV POSITIVA

Como dije ayer, hoy día 30, a las 12 horas me presenté en el Hospital de la Moncloa, en la consulta del Dr. Azcona Varela, el Cardiólogo que vigila mi Corazón, para comprobar cómo había salido el Holter que me pusieron el mes pasado. En el decir del Dr., salió perfecto. Por ello me da licencia hasta el 11 de Mayo del 2016, para hacer el siguiente control. Con las mismas, desde allí mismo agarré la Autovía del Oeste, y a las 17 horas estaba respirando el limpísimo aire de Os Cotiños. El viaje resultó muy agradable, salvo entre Tordesillas y Puebla de Sanabria. Entre estas dos poblaciones de Castilla León, una pertinaz niebla, me obligó a reducir la velocidad y extremar las precauciones. La casa estaba algo fría, yo diría que enfadada por haberla dejado sola unos días. Le pedí disculpas encendiendo la lumbre y al ratito comenzamos a llevarnos bien, como siempre. Dormí como un leño y por la mañana, por cierto muy fría, a comenzar las tareas rutinarias, pero huyendo de la rutina.