LOS PAPO RUBIO ESTAN DE LUTO

A pesar de estar muy avanzada la primavera, los cambios de temperatura entre la noche y el día son muy bruscos.  Algunas veces,  hay hasta más de 10 grados centigrados de diferencia. A lo mejor no soy justo, pero ahí demuestra la Naturaleza que no es tan savia como creemos. Lo malo es que esos cambios tan bruscos, en ocasiones  producen situaciones irreversibles y poco agradables. Tanto Papo Rubio y su pareja como la familia de Pico Amarillo, ya tienen sus proles en sus correspondientes nidos. Pico Amarillo lo construyó muy protegido dentro de un espeso macizo de arbustos, pero los Papo Rubio, lo hicieron donde las condicones atmosféricas le afectan más. Consecuencia de ello fue que uno de los hijtos de la inquieta pareja Papo Rubio, al ver que el calor del medio día le afectaba, en un descuido de sus padres, intentó experimentar cómo podía evadirse de los calores que le molestaban. Su plumaje aún estaba muy en ciernes. Ni tenía el desarrollo necesario ni la consistencia suficiente para surcar los aires. La inexperiencia y su poco aguante, le jugaron una mala pasada. El nido está a unos seis metros del suelo. En una rama del viejo roble que hay detrás de casa. Sus padres habían ido en busca de alimento para ellos. El estaba solo con sus hermanos y no lo pensó dos veces y quiso buscar donde estar más cómodo. Saltó del nido y sus alas no le pudieron soportar en el aire y cayó al suelo. Seguro que los padres, cuando vieron lo que había sucedido lo buscaron e intentaron, por todos los medios, hacer que regresara al nido. Pero eso no fue posible y yo, a mi regreso de Madrid, lo encontré yerto entre unas hierbas, entre las que se quedó, agotado de intentar volar.20160526_185505.jpgCon todo el dolor de mi corazón, lo recogí. Inmediatamente los padres comenzaron a rvolotear sobre mi cabeza, pidiéndome que les regresara a su casa a su hijito que ellos no pudieron llevárselo. Me dolía en el alma. Me retiré unos metros para ver si ellos desistían de seguirme. No lo conseguí Ellos siguieron reclmando a su hijo. Busqué un rincóndonde darle sepultura al pequeño de los Papo Rubio. Encontré el sitio que me pareció ideal paraa dar sepultura a un ser a quien su incnsciencia le llevó a un trágico final.20160526_190139.jpgLo metí en una cajita que encontré y sin estropear las flores, con sumo cuidado lo introduje en medio de todas ellas. Es muy importante no hacer experimentos cuando nuestro conocimiento de lo que queremos hacer entraña un peligro que se puede estudiar previamente y ver las posibilidades de éxito o fracaso. Sobre todo cuando está en juego la vida de alguien o la propia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s